$0
0 artículos en el carro de compra

Esponjas de plásticos versus esponjas sustentables

Esponjas de plásticos versus esponjas sustentables

El plástico no sólo está presente en los envoltorios de los productos que compras, sino también en la composición de los mismos, haciendo muy difícil su identificación.

Eso es lo que recurrentemente sucede con las esponjas para lavar la  loza, pues aunque utilicemos las que no tienen empaque de plástico, la mayoría de ellas están elaboradas con micro partículas plásticas que al desgastarse con su uso, se liberan por el desagüe y contaminan las aguas del mar.

Al igual que las micropartículas, van adsorbiendo tóxicos y pueden llegar a ser muy contaminantes. Una vez en el mar, los peces las confunden con su alimento o se les adhieren a las branquias, lo que finalmente los lleva a la muerte.

Las cifras son alarmantes: 100.000 animales marinos como pingüinos, ballenas, tortugas, focas, peces, aves marinas y delfines mueren cada año debido a la ingesta del plástico que llena mares y océanos.

Sin embargo existen algunas alternativas para evitar el uso de estas esponjas y así dejemos de contaminar el agua.

Hay algunos estropajos “ecológicos” compuestos de celulosa vegetal y la parte abrasiva suele ser de plásticos PET (polietileno tereftalato) reciclados. Sin Embargo estos productos no evitan que las microfibras acaben en los ríos y mares, además no se pueden gestionar como desechos.

En Rutina Sustentable ofrecemos esponjas compostables, las que luego de utilizar para lavar la loza durante un largo tiempo, las puedes compostar, por lo tanto con ellas no generarás basura.

¿Cuáles son sus características?

- Están hechas de toalla de algodón crudo,  yute e hilo; por lo tanto, dejarás de liberar plástico en cada lavado, como lo hacen las esponjas comunes que son elaboradas con altas cantidades de químicos.

- Al ser 100% compostables no producirás basura de plástico al desecharlas.

- Ahorras dinero al comprar una esponja para lavar platos que es más duradera que las tradicionales plásticas, ya que con un cuidado adecuado (lavar y secar después de cada uso), su vida útil es de 3 meses.

- Son hechas a mano en Chile, por lo que apoyarás al comercio local y a las familias que dependen de él, ya que nuestras esponjas son hechas en Chile, por lo tanto los recursos permanecen en nuestro entorno, logrando convertirse en una economía circular perfecta.

    Te invitamos a visitar nuestra tienda online www.rutinasustentable.cl para que conozcas nuestros productos, libres de plástico, creados con materiales naturales, compostables y elaborados en Chile.

    Te recordamos que tenemos despacho a domicilio en bicicleta y envíos por la empresa de encomiendas que más te convenga.